Buscar en archivos de Mambí en Acción

sábado, 24 de enero de 2009

GLOBALIZACIÓN DEMOCRÁTICA, PRIMERO


Avanza el mundo, evoluciona, las sociedades continúan con un proceso político evolutivo más democrático y humanitario, necesariamente demandado por los pueblos. Es el mensaje que recoge el mundo, tras la toma de posesión del presidente de los EUA, Barack Obama, el primer presidente negro.

Esto no significa, que los países paralizados políticamente, o peor aún, los que marchan en sentido contrario, como es el caso de Cuba, estén fuera del mundo. Cuba, pertenece a la geografía de éste mundo, aunque no pertenezca, a la geografía democrática.

Son los pueblos los que demandan hoy día, que sean incluidos en esa geografía democrática, y son los gobiernos como el de Cuba, los que tratan de impedirlo.

El mundo se ha globalizado económicamente, pues la avaricia, es el virus más endémico de la especie humana, y el gran número de infectados, con su falta de escrúpulos que los caracteriza, se encargan de esparcir por todo el planeta, ésta enfermedad que corroe nuestras sociedades.

Pero para suerte nuestra, los pueblos, los más humildes, la clase obrera, se comportan como el sistema inmunológico, que impide que una enfermedad, se aloje demasiado tiempo en nuestro cuerpo. Son precisamente las sociedades más infectadas, las que empiezan por rechazar, éste virus, es el caso de los EUA, que ha apoyado de manera rotunda, a Barack Obama, todo lo que expresa, y todo lo que representa.

Tal vez, sea el comienzo de una nueva globalización, la globalización democrática, que debía haber antecedido, a la globalización económica. Se supone que un mundo democrático, sea globalizado económicamente, pero el mundo actual, tan dispar en democracia, no se entiende que exista una globalización económica.

Ahora hace falta, que esa democracia sea exportada, sea solidaria, con los pueblos que sufren hoy día, en pleno siglo XXI, bajo regímenes que llegan a rozar casi la esclavitud, como es el caso de Cuba.

A solo unos pocos días, de haber tomado posesión en su cargo como presidente de los EUA, ya ha hecho firme y oficial su primera decisión, que no por ser democrática, deja de ser valiente, el cierre de la prisión de Guantánamo, se convierte así, en la primera orden emitida y firmada, por Barack Obama.

Sin embargo, en Cuba, hay más de 200 presos de conciencia, periodistas, escritores, hombres que por convicción, no han podido callar ante las injusticias que sufre el pueblo cubano, y que esperan que su sacrificio sea reconocido por el propio pueblo, que les recompense con su apoyo y su solidaridad los años robados en las inhumanas prisiones de Cuba, creo que eso sería, la mayor recompensa que pudieran recibir.

Los cubanos miramos con esperanza, la suerte ajena, pero hay que ser realistas, la suerte ajena, se la ganaron ellos mismos, no se la regaló nadie.

Por todo esto apoyo, y me sumo al llamado que desde dentro de Cuba, se les hace a todos los cubanos, para unirse en un diálogo nacional, y el mundo democrático nos apoyará, pero el mundo no va a caminar por nosotros, el mundo nos apoyará en nuestro camino, no caminará por nosotros.

Mi condición de exiliado, me impide hacer llamados al pueblo, que puedan comprometer su seguridad, y su integridad, pues sería un acto de cobardía dar voces de lejos. Pero si debo como cubano, demandar la unión de todo nuestro pueblo, que el pueblo tome conciencia, que unido es invencible, lo sabemos por nuestra historia de lucha, pero al parecer, muchos lo han olvidado.

Debemos pensar, que los que empuñan las armas del ejército, son nuestros familiares, padres, tíos, primos, hermanos, son cubanos al igual que nosotros, y no debemos tener miedo, han podido encarcelar a más de 200 cubanos dignos, que han tenido el valor de reclamar la libertad en nuestro nombre, pero no podrán encarcelar a más de dos millones de cubanos que vivimos fuera de Cuba, si intentásemos todos a la vez, sin armas, pararnos frente a la estatua de Martí, en la Plaza del Pueblo, y pedir a gritos: ¡Libertad!, porque no por estar fuera de Cuba, somos libres, no nos engañemos, ni podrán encarcelar tampoco, a los más de 11 millones de cubanos que viven dentro de Cuba.
A todo el pueblo cubano hay que decirle, que una Cuba mejor es posible, que una Cuba democrática es posible, que podemos vivir todos en nuestra patria, con nuestras familias, con nuestras tierras, nuestras playas, y nuestros campos, todo ello es posible.

Y que también deben recordar, la huelga general que derrocó a Gerardo Machado y Morales, el quinto presidente de la Primera República, el cual destacó por la brutal represión que desató contra las fuerzas opositoras, y contra el estudiantado, (cualquier semejanza con el actual gobierno de Cuba es mi intención). También es mi intención recordar, que Rubén Martínez Villena, apodó durante la huelga de hambre que realizó Julio Antonio Mella, “ASNO CON GARRAS”, a Machado, a Fidel equivocadamente lo llamaron CABALLO, pues de lejos son parecidos, y de cerca, son iguales.

No estoy convocando a una huelga general, no puedo hacerlo, mi condición de exiliado me lo impide, pero… ¿y mi condición de cubano?

No hay comentarios: