Buscar en archivos de Mambí en Acción

lunes, 17 de noviembre de 2008

Los cubanos deseamos cometer errores.


Denunciar con un lenguaje fresco y ameno los desmanes de una dictadura férrea y arcaica, poseer la valentía y la gallardía para mantenerse firme en su posición y en sus principios, a pesar de las amenazas, a pesar de las represiones, y a pesar de que algunos dudan aún hoy día, de que una mujer pueda reunir tantas virtudes como éstas, ese es el premio otorgado por el jurado de la 4ª Edición de los Premios Bitácoras.com 2008, al mejor blog, Generación Y, de Yoanis Sanchez.

Le podrán impedir salir a recoger sus premios, los tantos ganados, pero no podrán impedir que la comunidad internacional, los demócratas, los amantes y defensores de la libertad, se solidaricen con el oprimido pueblo cubano, con aquellos cubanos que como Yoanis, Biscet, y muchos otros, se enfrentan con la palabra, con el saber, y con la entereza de que la libertad es un derecho, y no se mendiga, se exige.

A pesar de la censura impuesta durante medio siglo a la prensa cubana, a la libertad de expresión, el mundo reconoce la verdad ante la mentira.

La continua divulgación de la intolerable Reflexiones de Fidel, que durante medio siglo se repite y se repite, machacando de manera fastidiosa la inteligencia media del cubano, se ha convertido ante la perspicacia de la juventud blogera cubana, en la mediocridad expresada en grado superlativo.

El intentar hacer creer continuamente, que un anciano con los achaques naturales que todos conocen, vistos y presenciados en sus últimas intervenciones públicas antes de ser sustituido por su hermano, escribe largos y continuos análisis de la actualidad nacional e internacional, no hace más que confirmar, la poca confianza, y la poca capacidad de liderazgo que posee Raúl Castro.

Se supone que Raúl sustituyó a su hermano, por su deterioro físico y mental, cómo se explica que Fidel continuamente, publique artículos y su hermano no.

En la última publicación de la farsa llamada Reflexiones de Fidel, el 14 de Noviembre, tratan de auto alentarse, utilizando un oportunismo absurdo, ante el comienzo de la cumbre del G20.

Para aquellos que poseen una inteligencia inferior a la media, está claro que un sistema que funciona, se reúna para tratar de corregir los fallos que le han llevado a una crisis financiera como la actual, pero también se percatan, de lo absurdo, que pueden llegar a ser los dirigentes de sistemas sociales que nunca han funcionado, y por ende, no se reúnen para corregir fallos, y aún así, tratan de hacer victoria, de manera oportunista, de las virtudes que a ellos le faltan.

La Dinastía de los Castro no ha sabido tan siquiera hacer rentable los campos fértiles de Cuba.

El sistema capitalista actual, que garantiza un pago al obrero en desempleo, la seguridad social, que incluye atención médica gratuita, medicamentos a bajo precio, la educación pública gratuita, donde todos los niños y jóvenes tienen derecho a ser educados, sin mencionar las libertades de derecho a expresar libremente su opinión, hasta los derechos de huelga de los trabajadores, sindicatos que defienden los derechos legítimos de los trabajadores, todo esto y más, contrasta con las faltas de libertades, de derechos, de los cubanos, el abandono al que se somete al obrero cubano en general, los sindicatos que no velan por la garantía de los derechos del trabajador, esos derechos, por los que luchó incansablemente hasta su muerte, Lázaro Peña, hoy no existen, etc., etc., etc., y no continúo, para no aburrirlos con lo mismo.

Por todo esto, quisiera que algún día, los cubanos tengamos la oportunidad de corregir errores financieros, eso nos demostraría, que algo habríamos logrado.

No hay comentarios: